SUBARMALIS

 

Se llama subarmalis a la prenda que se usaba debajo de la armadura para proteger el cuerpo y la túnica del desgaste producido por el roce y la suciedad producida por las grasas usadas para protección y el óxido del metal. Hay varias referencias literarias aunque al menos una es ambigua y puede referirse a un tipo de arma. Una descripción del siglo 4 d.C. que usa el término "Thoracomachus" dice que se confecciona con tela gruesa cubierta con cuero para darle impermeabilidad. Pero no hay restos arqueológicos ni descripciones precisas.

Una de las funciones principales del subarmalis es acolchar los hombros para protegerlos del abuso producido por el peso de la armadura. M.C.Bishop opina que las hombreras del subarmalis también cumplían la función de elevar las placas de los hombros de la lorica segmentata y alinearlas horizontalmente, para lo que deberían tener una forma más gruesa por los extremos de los hombros. Esto solucionaría un problema muy común entre los recreacionistas que visten lorica segmentata, la rotura de las cintas de unión entre las placas pectorales y las del torax, debido a la posición girada que toman dichas placas al seguir la caída normal de los hombros. Esto no parecía pasar en las armaduras originales, pues en ellas las cintas están orientadas de la misma manera pero no muestran ese desgaste en ángulo de las modernas.

La forma exacta del subarmalis se desconoce por lo que cada cual puede confeccionarlo a su gusto. El almohadillado de los hombros puede hacerse con tela o incluso con piel de conejo. En principio es lógico pensar que se usaría bastante ajustado al cuerpo, para evitar holguras y fricciones innecesarias. Se puede hacer cerrado como un jersey o abierto por el frente o los lados y con unas cintas para atarlo. Puede ser de lana, lino, cuero y se puede almohadillar solo en los hombros o en toda su extensión, para dar un poco más de protección al cuerpo. Se le pueden añadir "Pteruges" las tipicas cintas que aparecen por debajo de la armadura, con flecos en las puntas, en todas las estatuas militares romanas. En el caso de los centuriones u oficiales superiores parecían ser de lino o tela gruesa y de color blanco. En el caso de los legionarios pueden ser también de cuero y colores oscuros. Se pueden coser pteruges a la cintura y a los hombros pero solo si se viste armadura Hamata o Scamata, al parecer no se solían usar con la lorica segmentata.

Las pteruges solían usarse en dos capas, la inferior más larga que la superior y desplazadas una de otra.

Las imágenes que adjuntamos os darán una idea de la diversidad de modelos que se están usando en los diferentes grupos.

Podéis comprar vuestro subarmalis de tela acolchada o subarmalis de cuero en Armillum.